miércoles, 14 de julio de 2010

Quien no lo sepa ya lo aprenderá de prisa: La vida no para, no espera, no avisa.

1 comentario:

Sofía dijo...

La vida te sorprende. Puede ser hermosa o pésima.
Depende de las circunstancias, de los momentos...

Me encanto esa frase, me hizo pensar en muchas cosas...
Un gusto seguirte...